¡Aprende a fabricar de todo!

Como copiar una llave con una lata de refresco

Muy buenos días a todos!

 

Hacia ya mil años que no he podido dedicarme al blog, como habréis podido advertir. Por ello os pido disculpas. Pero el pasado pasado está, y ahora toca entrar en una nueva etapa de artículos nuevos, mientras tenga tiempo para ello…

Así que sin más dilación y para ir abriendo boca, os presento un proyecto bastante sencillo, a mi gusto algo tralladillo, pero muy útil para quien no haya tocado nunca temas de cerrajería, o como se le conoce en ingles lockpicking.

Dicho sea de paso, aunque si os digo que el lockpicking es un tema que me encanta, por todo el comecocos que me he metido en la cabeza viendo peliculas de ladrones, es un tema serio, muy bonito de estudiar, y porque no decirlo. Muy útil si te ves en una situación inesperada como dejarte las llaves en casa y que se cierre la puerta, por ejemplo. Así que vamos al grano.

Materiales:

- La llava original que queráis copiar.

- Una lata de refresco vacía.

- Unas tijeras, a ser posible finas.

- Un rotulador endeleble.

- Un bolígrafo tipo Bic.

 

Montaje:

Para crear la llave lo primero que tenemos que hacer es cortar la lata de refresco de forma que  quede una lámina rectangular.Lo justo como para que abarcar la superficie de la llave. la estiramos y la dejamos mas o menos recta.

Colocamos la llave encima, marcamos el contorno con un rotulador indeleble y lo cortamos con mucho cuidado con las tijeras.

Una vez cortado colocamos la chapa cortada encima de la llave y comprobaremos que son identicas en largo y dientes, pero que la llave tiene unos dobleces, o surcos al verla de frente.

Para copiar estos surcos, lo unico que debemos hacer es, con la chapa encima de la llave, le apretamos desde arriba con el boli bic, para doblar suavemente la chapa en concordancia con la llave original.

¡Y con esto ya tenemos nuestra copia perfecta! Lo único que tenemos que tener en cuenta es que, cuando vayamos a usarla, hay que introducir en el cerrojo, al lado de la llave, un tensor, que puede ser por ejemplo, la pletina que se usa para sujetar los boligrafos pilot, que es metalica y se puede doblar a 90º sin problemas.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

HTML tags are not allowed.