¡Aprende a fabricar de todo!

Como fabricar tu propio altavoz casero

Buenos días.

Hoy os traigo un aparato muy divertido y facil de hacer, muy bueno para enseñar a los niños más pequeños y los estudiantes cómo funciona un altavoz, para daros ese toque a lo Mcgyver que a veces queda tan guay delante de los colegas, o para usarlo en una situación de emergencia. Aunque no creo que un montaje como este sea muy necesario en una situación de emergencia, nunca se sabe que puede llegar a pasar. Y como dije hace ya algún tiempo, es mejor saber las cosas y no necesitarlas, que necesitarlas, y no tenerlas.

Hoy os voy a explicar como fabricar vuestro propio altavoz casero, con un puñado de materiales básicos, y que, aunque ho sirva para conectarlo a un home cinema y escuchar las peliculas en HD, será más que suficiente para poder conectarlo a una radio y escuchar las noticias.

Materiales:

- Un vaso de espuma de poliestireno. No uses uno de plástico, ya que no sonará bien.
- Un imán pequeño.
- Un jack de audio mono de 3,5 mm. Se puede uno de unos auriculares cortándolos y conectando los dos positivos.
- Hilo de cobre esmaltado. Puedes sacarlo de un transformador, de una bobina, o comprarlo en la tienda de electrónica.

- Un cilindro más bien pequeño que tenga un radio de un centímetro o dos más pequeño que el diámetro de la taza.
- Cinta adhesiva y palitos de polo.
- Algunas pinzas de cocodrilo. Para conectar los cables.
- Un Mp3 o algún otro aparato que se pueda conectar el altavoz para entregarle el sonido, y a ser posible, que sea potente o que tenga volumen.

 

Montaje:

En primer lugar vamos a fabricar la bobina resonante con el hilo de cobre esmaltado. Lo usaremos para fabricar un circulo con los dos extremos de unos 3 o 4 cm colgando. Para ello usaremos el cilindro. Una vez que tengas la bobina lista, pegala con la cinta adhesiva a la parte del culo de la taza.
Ahora coloca las pinzas en los dos extremos de la bobina, respectivamente. En el otro extremo, conecta el cable del jack de audio de 3,5 mm para auriculares.
Una vez hecho esto, la cinta y los palitos de helados proporcionan un sustento para el imán.
Coloca ahora el imán en la parte superior del sustento, posicionandolo directamente por encima de la bobina de cobre.
Corta los palitos de polo para que no sobresalgan del vaso, ¡y ya está! Ya tienes un altavoz casero!

Bueno, aquí dejo unas fotos para veas un poco el proceso de montaje:

altavoz casero1

altavoz casero2

altavoz casero3

altavoz casero4

 

Enlace del artículo original AQUI.

Espero que os haya gustado el montaje de tu propio altavoz casero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

HTML tags are not allowed.